Hola a tod@s, hoy en Bettina Gullón os vamos a hablar de maquillaje antiedad: Trucos para rejuvenecer el rostro

El maquillaje es uno de los aspectos más importantes en la belleza femenina. Pero muchas veces encontramos dificultades a la hora de maquillarnos. No sabemos qué tipo de maquillaje debemos elegir, qué sombras nos favorecen más, qué labial es el adecuado o qué colorete debo elegir.

Lo primero, nuestro maquillaje deberá tener la textura adecuada y la cobertura idónea. Si nuestra piel es madura, deberemos usar un maquillaje antiedad.

También es muy importante cuidar la piel, ya que con los años pierde elasticidad, luminosidad y aparecen la manchas.

Trucos de maquillaje antiedad para rejuvenecer tu rostro.

Podrás rejuvenecer tu rostro gracias a distintos trucos a la hora de maquillarnos. Te mostramos cómo rejuvenecer el rostro en función del producto que usemos:

Prebase:

Una prebase es muy recomendada a cualquier edad, pero en pieles maduras es imprescindible.

Debes escoger una prebase que te nutra la piel para que el maquillaje se vea bien repartido y que aporte luminosidad y jugosidad a la piel, ya que las pieles maduras se vuelven más opacas y sin luz.

La prebase te ayudará a que tu maquillaje dure todo el día.

Si tu piel presenta pequeñas arrugas, puedes optar por prebases con efecto filler, efecto rellenador para difuminar y rellenar ópticamente esas arrugas y pequeñas líneas de expresión. También tienen un efecto tensor que ayuda a reafirmar y tonificar la piel.

Puedes encontrarlas en varios formatos: en crema, en gel o líquido (ampollas) .

Base de maquillaje.

Una piel madura debe usar una base de maquillaje natural, que aporte jugosidad y luminosidad a la piel, huir de las bases de maquillaje efecto polvo. Tampoco deberemos usar maquillajes más oscuros que nuestro tono de piel, ya que envejece y dan un aspecto poco natural. Debemos usar el mismo tono o incluso 1 tono menos de nuestro color natural

Debemos aplicar la cantidad necesaria, ya que un exceso de maquillaje saturaría y se acabaría depositando en las arrugas potenciándolas aún más. Lo mismo ocurriría con bases muy cubrientes.

Para pieles con manchas, usar bases de maquillaje que ayuden a igualar los diferentes tonos de la piel, disimulando las zonas con manchas e igualando con el resto del rostro.

Contorno de ojos:

Las pieles maduras suelen ser propensas a bolsas y ojeras, el contorno de ojos nos ayudará a reducir la bolsa y el color de la ojera.

Debemos aplicar una pequeña cantidad de contorno de ojos en la zona de la bolsa y de la ojera previo a la base del maquillaje.

El uso del contorno de ojos también nos ayudará a fijar el maquillaje en zonas tan sensibles como el contorno de ojos y a evitar que se nos mueva.

Corrector:

El corrector puede ser un gran aliado o de lo contrario podría estropear todo el maquillaje.

El corrector es un producto que ayuda a disimular las imperfecciones.

Aplicando una pequeña cantidad en la zona de contorno de ojos, nos ayudará a corregir el color oscuro en personas con ojeras y párpados oscuros.

Las personas con pieles maduras con un color de contorno de ojos adecuado no deberán usarlo, y si con nuestra base de maquillaje es suficiente para camuflar ese color oscuro, evitar este producto, ya que podría durante el día moverse y concentrarse en la zona de arrugas potenciándolas.

Sombras de ojos:

En pieles maduras no se aconseja el uso de sombras muy oscuras, ya que endurecen mucho, envejecen y si además tienes un contorno de ojos oscuro, hará que se vea más oscuro aún.

Si tienes la piel clarita, los tonos ocres y tonos melocotón son muy favorecedores y rejuvenecedores. También puedes optar por otra sombra cálida, un tono marrón o un tono rosa más natural.

En pieles oscuras, lo ideal son sombras muy similares al color natural, aportando un tono muy sutil.

Una sombra satinada, que contenga brillo son muy aconsejadas en pieles maduras, ya que aportar luminosidad a la mirada.

Puedes encontrar sombras en polvo o en crema.

Eyeliner:

Un eyeliner tono marrón es el más aconsejado, aporta tono a la vez que nos define el ojo.

Un negro solo se deberá usar en el párpado superior y siendo una línea fina, que nos defina el ojo pero sin endurecer la mirada ni aportar oscuridad.

Un tono gris satinado también es una buena opción, es un tono intermedio que no nos quitará luminosidad.

Colorete:

El colorete devolverá el rubor que las pieles maduras han perdido. Un buen uso de este nos transformará el maquillaje aportando juventud y frescura.

No debemos abusar de él, solo aportar un rubor natural.

Un tono rosáceo o melocotón con un sutil acabado satinado es el ideal para lucir de un rostro rejuvenecido.

Puedes encontrar coloretes en polvo o en crema.

Labial:

Con el paso del tiempo los labios van perdiendo color y volumen. Es muy importante usar una crema o gel que nutra e hidrate y que le aporte volumen. Unos labios secos y sin volumen hará que no luzca el labial.

Un labio rosado es un labio joven. Usa labiales con tonos rosáceos, tonos melocotón… Te aportarán una sensación de jugosidad y de rejuvenecimiento.

Evita colores oscuros.

trucos de maquillaje antiedad para rejuvenecer el rostro
trucos de maquillaje antiedad para rejuvenecer el rostro
trucos de maquillaje antiedad para rejuvenecer el rostro
trucos de maquillaje antiedad para rejuvenecer el rostro

Espero que os haya gustado este post sobre maquillaje antiedad: Trucos para rejuvenecer el rostro y si es así nos encantaría que lo compartieras en tus redes sociales.

Muchas gracias.

Hasta pronto.

¡Disfruta y luce tu piel sana, luminosa y radiante!