Hola a tod@s, hoy en Bettina Gullón os vamos a hablar de cosméticos antiedad: qué debemos usar a partir de los 40 años.

Los cosméticos que se deben usar no siempre serán los mismos, ya que con el paso del tiempo la piel envejece y su producción de colágeno y elastina se va perdiendo.

La piel madura se caracteriza por ser una piel más fina, en muchos casos, más seca, menos tersa y menos luminosa.

Si no le hemos dado el cuidado que la piel necesita, podría presentar manchas, arrugas, bolsas, ojeras…

En el caso de los hombres, envejece, pero a un ritmo más lento. Las mujeres presentan mayores cambios hormonales, como embarazo, parto, menopausia, y estos cambios afectan tanto al interior del cuerpo como al exterior, necesitando mayores cuidados.

Para mantener una piel sana y joven es muy importante los cuidados diarios.

Limpiaremos la piel 2 veces al día, una por la mañana y otra por la noche. La limpieza del cutis es uno de los pasos más importantes. Deberemos limpiarla por la mañana para eliminar la grasa que nuestro cuerpo segrega y restos de productos que estén adheridos a la piel. Por la noche, realizaremos una higiene mayor, ya que nuestra piel contiene infinidad de residuos, como polvo, sebo, contaminación, productos, maquillaje…

Cosméticos antiedad: qué debemos usar a partir de los 40 años.

El limpiador facial que usemos deberá adaptarse a las necesidades de nuestra piel, en pieles maduras es muy aconsejable limpiadores con vitamina c para aportar la luminosidad que les falta o con oro y activos hidratantes y antioxidantes.

La vitamina c es uno de los ingredientes que deben estar muy presentes en los productos que usemos. La vitamina c aporta luminosidad y mejora el color de esas pieles apagadas.

Las cremas de tratamiento deberán ser muy nutritivas, ya que las pieles maduras producen una menor secreción sebácea y en muchos casos la piel está deshidratada.

Por el día usaremos una crema que nos aporte luminosidad y antioxidantes a la piel. La vitamina c nos aportará luminosidad a la piel y el oro tiene una potente acción antioxidante aportando un efecto antiedad. Y por la noche aplicaremos una crema muy nutritiva para que regenere y  nutra intensamente.

Un producto indispensable para todo tipo de piel, especialmente maduras, es el protector solar. Es muy importante que usemos protectores solares con factor de protección 50. Debemos aplicarlo siempre, ya sea verano o invierno. El uso de este producto influye mucho en el estado de la piel. Si tenemos una exposición durante mucho tiempo sin ningún tipo de protección, la piel sufrirá alteraciones, como manchas. Una piel madura sin el uso de protectores solares se verá mucho más envejecida, con manchas en la piel, posibles rojeces por irritaciones…

Para evitar o reducir las bolsas, ojeras o arrugas de expresión en el contorno de los ojos o de los labios, deberemos usar un contorno de ojos y labios. Nos aportará una hidratación especial para esta zona delicada a la vez que nos reduce los signos del envejecimiento.

Los serum son productos que contienen activos con mayor concentración que las cremas. En pieles maduras es muy aconsejado el uso de serum para aportar una mayor hidratación y un mayor efecto antiedad.

Uno de los productos esenciales en el cuidado de la piel y que muchas veces dejamos de lado son los exfoliantes. Los exfoliantes son productos que contienen microgránulos que realizan una exfoliación superficial de la piel, es decir, elimina células muertas y restos de productos adheridos a la piel.

¿POR QUÉ ES IMPORTANTE EXFOLIAR LA PIEL?

La piel está compuesta por células. Estas células tienen un ciclo en el cual se renuevan cada 28 días aproximadamente. Según va pasando el tiempo, la renovación celular se va ralentizando cada vez más. Los exfoliantes lo que hacen es eliminar células muertas que se han quedado depositadas en nuestra piel y ayuda a eliminar las células más viejas y favorecer el crecimiento de nuevas células.

La piel, tras el uso del exfoliante, reduce su grosor debido a la eliminación de células muertas, lo que conlleva que las líneas de expresión y arrugas se atenúen visiblemente.

Si no usáramos exfoliantes nuestra piel cada vez estaría más engrosada, presentando un aspecto más apagado, menos luminoso y unas arrugas más marcadas.

El uso de productos exfoliantes deberá ser, lo ideal, 1 vez a la semana en pieles maduras para favorecer la renovación celular y la producción de colágeno y elastina, encargados de una piel tersa.

Para mantener una piel madura con un aspecto luminoso y sano es muy importante una buena hidratación, una buena higiene diaria y el uso de exfoliantes. Siguiendo estas tres pautas esenciales lucirás una piel radiante, luminosa y rejuvenecida, sin olvidarte de aplicar cosméticos antiedad indicados para tu piel.

Espero que os haya gustado este post sobre cosméticos antiedad: qué debemos usar a partir de los 40 años y si es así nos encantará que lo compartas en tus redes sociales.

Muchas gracias, hasta pronto

¡Disfruta y luce tu piel sana, luminosa y radiante!